forget about setting goals: focus on systems

work smarter

“We all have things that we want to achieve in our lives: getting into the better shape, building a successful business, raising a wonderful family, writing a best-selling book, winning a championship, and so on. And for most of us, the path to those things starts by setting a specific and actionable goal. At least, this is how I approached my life until recently. I would set goals for classes I took, for weights that I wanted to lift in the gym, and for clients I wanted in my business.

What I’m starting to realize, however, is that when it comes to actually getting things done and making progress in the areas that are important to you, there is a much better way to do things. It all comes down to the difference between goals and systems. Let me explain.

What’s the difference between goals and systems?

  • If you’re a coach, your goal is to win a championship. Your system is what your team does at practice each day.
  • If you’re a writer, your goal is to write a book. Your system is the writing schedule that you follow each week.
  • If you’re a runner, your goal is to run a marathon. Your system is your training schedule for the month.
  • If you’re an entrepreneur, your goal is to build a million dollar business. Your system is your sales and marketing process.

As an example, I just added up the total word count for the articles I’ve written this year: in the last 12 months I’ve written over 115,000 words (the typical book is about 50,000 to 60,000 words, so I have written enough to fill two books this year).

All of this is such a surprise because I never set a goal for my writing. I didn’t measure my progress in relation to some benchmark. I never set a word count goal for any particular article. I never said: “I want to write two books this year”.

What I did focus on was writing one article every monday and thursday. And after sticking to that schedule for 11 months, the result was 115,000 words. I focused on my system and the process of doing the work. In the end, I enjoyed the same (or perhaps better) results.

None of this is to say that goals are useless. However, I’ve found that goals are good forplanning your progress and systems are good for actually making progress.

Goals can provide direction and even push you forward in the short-term, but eventually a well-designed system will always win. Having a system is what matters. Committing to the process is what makes the difference.”

James Clear (jamesclear.com)

Anuncis

Designpedia

publications

La creatividad es necesaria para afrontar los retos del retos empresarial, pero no basta con querer ser creativos; hay que trabajar esa capacidad. Desginpedia es un manual de design thinking, una disciplina que pretende hacer frente a los desafíos de gestión, de desarrollo de negocio o de desarrollo de servicios de una empresa desde la misma perspectiva y con el mismo sistema con los que un diseñador enfrenta y resuelve proyectos. Designpedia recopila las herramientas con las que innovar y emprender, herramientas para mapear —como la técnica de los cinco porqués—, explorar —como las entrevistas cualitativas—, construir —como el mapa de convergencia— o poner a prueba nuestras soluciones, como la matriz de retroalimentación.

Designpedia, de Juan Gasca y Rafael Zaragoza
Lid editorial, Madrid, 2014
254 pàgines, 19,90 € (e-book: 11,99 €)

7 premisas para crear una marca corporativa a partir de una marca personal

random thoughts

“A grandes rasgos, el creativo necesitará información sobre ti o tu empresa, tu mercado y la estrategia planteada.

1_¿Cuáles son tu misión, tu visión, tus objetivos y tus valores?
Respecto a la persona es importante conocer la misión, la razón de ser, lo que es la persona, la descripción de lo que la persona hace. Su visión, qué queremos ser, como queremos que nos reconozcan y qué objetivos tenemos para el futuro. Esto afecta en el estilo gráfico escogido para el diseño, y también los valores. A veces los valores se pueden intuir y representar en el diseño de la marca.

2_¿Qué te hace diferente?
También sería interesante mirar si vale la pena resaltar alguna competencia en particular. Alguna que verdaderamente destaque sobre las demás.

3_¿Cuál es tu público?
Por otra parte necesitará saber a quien te diriges, quien te va a contratar o a comprar. Como es tu público y como se comporta. No utilizaremos el mismo lenguaje gráfico para dirigirnos a adolescentes que a ejecutivos, por ejemplo.

4_¿Cuál es tu posicionamiento?
¿Y que necesidad cubres con tu propuesta de valor? ¿Cuál es el mercado y sector donde se va a realizar la actividad? ¿Es algo nuevo? ¿Algo que mejora lo que ya existe?

5_¿Quién es tu competencia?
Vale la pena invertir rato estudiando a la competencia directa e indirecta. Analizándola puedes corregir aquello que no les funciona y mejorar lo que les funciona. Respecto a la imagen corporativa, es importante ver el tono y código gráfico que utilizan los demás, justamente para no realizar nada parecido y destacar más.

6_¿Cuál es tu slogan?
Puede ser muy útil también aportar mensajes o slogans que se hayan pensado (si es necesario, ya pasarán por manos del creativo para afinarlos); pueden ayudar en la comunicación si los integramos en la identidad corporativa.

7_¿Cuál es tu estrategia de visibilidad?
¿Qué comunicación vas a hacer, donde vas a aparecer, en que redes? ¿Vas a hacer merchandising?
No es lo mismo diseñar una marca para a un medio que para otro. Vale la pena conocer bien cual va a ser su difusión para adecuarla correctamente.

Con esta información, el creativo tiene las suficientes premisas para diseñar y alinear perfectamente la marca corporativa (la parte gráfica y visual) con la personal. En todo proceso de marca personal se recopila esta información. Bien analizada, puede ser muy útil para que un creativo pueda realizar con precisión su marca corporativa.

Así que aquellas personas o empresas que necesiten crear su marca corporativa, deberían hacer una reflexión sobre su marca personal o bien contratar los servicios del Personal Branding para ayudarles a definir y enfocar su marca.”

Ruben G Castro marca personal & marca corporativa (rubengcastro.com)

el briefing, en peligro de extinción!!

random thoughts

“El briefing se está perdiendo. Cada vez se ven menos por las mesas de los creativos. Lo estamos matando entre todos, y pronto, solo quedará el concepto de lo que fue. Unos por no hacerlo y los otros por no pedirlo.

Es el documento que facilita el camino para llegar antes y mejor a la meta. El briefing es el mapa que te permite salir del laberinto. Es el documento donde se establecen las premisas para poder desarrollar una idea o solucionar un problema. Sin ese documento, el proceso creativo es mucho más lento y más costoso, ya que se basa en lanzar propuestas al azar hasta acertar. Esto tiene sus consecuencias: hace que el trabajo se retrase, consigue que tanto el cliente como el creativo se quemen y provoca que salga un trabajo peor.

El briefing ha pasado de ser un documento con varias hojas de información, tanto gráfica como de texto, a un e-mail con dos líneas o un WhatsApp de 5 palabras. ¿No nos damos cuenta que el tiempo que ganamos por una parte lo perdemos por la otra?

Este documento permite al creativo situarse en el mercado y en el sector del cliente. Le permite poder aplicar el código gráfico con mayor precisión. Pues conociendo bien a la competencia y a quien va dirigido, se puede crear algo diferente y nuevo. Pero las prisas de hoy, el low cost y la inmediatez del éxito, están haciendo que algo útil y valioso se pierda. Cuantas más premisas tenga un creativo, más podrá afinar su trabajo.

Cada trabajo requiere de un briefing específico. No necesitaremos la misma información para hacer un catálogo que para hacer una etiqueta de producto. Cada encargo requiere de unos puntos concretos que ayudan a acotar y definir el resultado. Pero existen unas premisas fundamentales que se repiten en la mayoría de los casos. Sobretodo si hablamos de identidad corporativa. La identidad corporativa recoge la esencia de la persona o la empresa. Tanto la propia marca, la web, o cualquier otra aplicación donde seamos visibles, deberá mantener la misma coherencia gráfica para ser reconocidos.”

Ruben G Castro marca personal & marca corporativa (rubengcastro.com)

the rules for being amazing

improve yourself

“Risk more than is required. Learn more than is natural. Be strong. Show courage. Breathe. Excel. Love. Lead. Speak your truth. Live your values. Laugh. Cry. Innovate. Simplify. Adore mastery. Release mediocrity. Aim for genius. Stay humble. Be kinder than expected. Deliver more than is needed. Exude passion. Shatter your limits. Transcend your fears. Inspire others by your bigness. Dream big but start small. Act now. Don’t stop. Change the world.”

Supera la crisis reinventándote

publications

La crisis no es ni buena ni mala, sólo una situación en la que lo que antes valía ya no sirve, asegura Eduardo García. Y por eso afirma, en este manual que rezuma optimismo, es la gran oportunidad para quien quiera dirigir una pequeña empresa, siempre que sea un profesional de la gestión. Después de todo, dice, en épocas de bonanza las grandes empresas engordan demasiado y en las crisis suelen adegazar traumáticamente y externalizar servicios. Y cuando el mal tiempo arrecia y se producen cambios en la ecuación de valor para el cliente, siempre es el pequeño el que cubre mejor los nuevos huecos de mercado. En este libro muestra que, llegada la crisis, sólo se progresa si se adopta una actitud positiva y se toma el mando de la situación.

Supera la crisis reinventándote, de Eduardo García Erquiaga
Libros de cabecera, Barcelona, 2014
210 pàgines, 18 € (e-book: 9 €)

El pequeño libro de las grandes teorías del management

publications

Las 89 grandes teorías del management y cómo aplicarlas es la propuesta de este libro que presenta el formato de una agenda Moleskine. El libro comienza con las teorías que se han desarrollado a lo largo del tiempo para gestionar personas: desde los principios del management de Fayol, al management científico de Taylor o los puntos de vista de Drucker sobre el objetivo de las empresas. Y pasa a lo largo de los diez capítulos por teorías sobre cómo liderar personas, cómo motivar, cómo construir y gestionar equipos, cómo analizar la cultura corporativa, cómo gestionar el cambio —el ciclo de cambio de Kübler-Ross o la teoría del lado oscuro de Egan— o cómo ejercer la autoridad, incluidos Maquiavelo y el test del psicópata de Ronson.

El pequeño libro de las grandes teorías del management, de Jim McGrath y Bob Bates
Traducció d’Isabel Murillo
Alienta, Barcelona, 2014
322 pàgines, 12,95 € (e-book: 9,99 €)

Las marcas según Aaker

publications

Los 20 principios esenciales del branding que permiten la creación de marcas fuertes a cargo de uno de los gurús de este campo, David Aaker. Un gurú que recuerda que las marcas tienen fortaleza, son poderosas. Que constituyen un núcleo de las relaciones con el cliente y son una fuerza con impacto financiero. Los principios que reúne en este libro pretenden facilitar un total entendimiento de la marca y de cómo gestionarla. Para empezar, es necesario reconocer que las marcas son activos que dirigen la estrategia y que cada marca necesita contar con una visión, una descripción articulada de su imagen aspiracional. Las amenazas a la marca, sus posibles extensiones y el papel de lo digital al construirla son puntos clave del libro.

Las marcas según Aaker, de David Aaker y Roberto Álvarez del Blanco
Empresa activa, Barcelona, 2014
318 pàgines, 18 € (e-book: 5,99 €)

el estudio

random thoughts

“Repito con frecuencia que hemos entrado en la era del aprendizaje, y que todos vamos a tener que aprender continuamente a lo largo de la vida. Una parte de mis oyentes suelen responder con cierta desolacion: ¿entonces, tendremos que estudiar siempre? Esta queja me inquieta; aprender es una de las experiencias cumbres del ser humano, una experiencia de plenitud. ¿Por qué esa prevención? Sospecho que no enseñamos a disfrutarla ni a degustara. Me gusta decir a los adolescentes que cuando se esfuerzan en manejar las posibilidades de sus móviles o de sus ordenadores, están aprendiendo. En algún momento de la educación confundimos las cosas. Todos los niños quieren aprender, pero al salir de la escuela han perdido ese afán.

No pretendo reivinidicar el placer de estudiar, sino la pasión por aprender. Esto es lo importante.”

Fragment de l’artícle de Juan Antonio Marina al suplement-ES de La Vanguardia (6 setembre 2014)

how to lose a great employee in 10 ways

random thoughts

“If you’re a good (or even just halfway decent) manager or leader then you probably already know most of this, but it is worthwhile to remind ourselves of them now and again.

1_Be dishonest.
Yes, #1 on the list is dishonesty. Most good employees —and all great ones— have integrity. So lying to them, to their coworkers, or to customers / suppliers is sure to turn them off.

2_Don’t say ‘thank you’.
It’s a small thing, but it really does make a difference. Even small gestures of appreciation help keep talented people motivated and engaged.

3_Forget the values that made your organization a success.
I’ve been part of organizations that truly lived their core values (and even years later can recite them by heart, because they were so prominent).

4_Don’t take time to listen (to their concerns).
Good people almost always actually want what is best for the organization. They may have differing opinions on what that is, but they can be passionate, even fiery about it.

5_Ignore their personal and professional development.
Leaders only follow stronger leaders, so if you want to keep current or future leaders, be sure you are mentoring them. Help them become better professionals and better people.

6_Don’t be selective who you hire in the first place.
We all know that hiring people who really fit and are highly talented is tough. We know that the repercussions of a bad hire are awful for everyone. Make sure people really will fit into your organization.

7_Micromanage.
It’s not just classical micromanagement either. I’ve seen truly exceptional people who excelled in their role end up with their jobs ‘dumbed-down’ to cater to the lowest common denominator and to the point they were no longer challenged or motivated.

8_Set the bar low.
Great people will get discouraged and either leave or adapt to mediocrity if that is what they perceive is deemed acceptable.

9_Be cold and uncaring (to them and to their coworkers).
People are human. Why do we seem to forget this so often? They have personal struggles, ambitions, families, crises, etc. Also, talented people watch how you treat other people, not just themselves, and they take note of it.

10_The ‘usual’ things (under-pay them, intrude into their personal lives, etc.).
Yes, the ‘usual’ things will usually get a good person out of your organization as fast as they can possibly find an opportunity elsewhere.”

Paul Morris strategic finance leader at AlixPartners LLP

the best sales advice I ever got was from a surfer dude

random thoughts

“I have always loved the outdoors. Hiking, camping, rafting, the ocean sports, all of it, I’m in. I see a Bass Pro Shop or REI and can’t help stopping to check things out. One day I did just that and ended up relearning a crucial lesson on selling and the art of persuasion in general.

My local REI store is in Manhattan Beach, California, and on this particular day I did my usual and stopped in to ‘look around’. The problem with me and ‘looking around’, is that I’m like a kid in a candy store and always end up buying something. So there I am, looking at an entire wall of backpacks and thinking about my last experience hiking, when I hear a voice behind me ask: “looking at backpacks?”. I gave a slightly snide answer of “why yes, I am”. Mr. Eager Beaver sales associate then said “well, let me show you what we got”, he then pointed out a beautiful external frame pack and began to explain its features; several cubic feet of storage, incredibly light exoskeleton, waterproof compartment, lumbar pad, self-tightening shoulder straps, and on and on. As my eyes glazed over I realized I did not want to listen to this guy anymore and cut him short with a ‘let me look around a bit’, then left. No purchase, no sale.

A few days later I stop into a much smaller specialty-hiking store in Redondo Beach. I sat gazing at the wall of 6 or 7 models of packs when I heard a voice from behind, “looking at backpacks, huh?”. Truth is, I smelled him coming before he got there. Ocean, patchouli, a clear hint of marijuana; his scent announced him before he got there. I was about to send Mr. Obvious on his way when he said “dude, I love to hike, you too?”. The voice called me dude. I was 40 years old at the time so it gave me a chuckle. So I turn around to see a youngish, quintessential California surfer guy. “Where do you go?”, he asked. “Well”, I told him, “my last trip was to Yosemite”. I told him how beautiful I thought it was and about the bears I saw, and the story about the night I left my beef jerky in my backpack. “Dude, I love Yosemite, they have some gnarly hikes”. So he asked me what I liked, where I went, how my equipment fared and, finally, why I was in his store. “My backpack shifted all over the place when we were bouldering. I could never get comfortable when I was using my hands and feet to climb”, I explained. “Dude, I get it. You have an external frame right?”, he asked. “Yep”, I said. Then he said “check this out” and took out a backpack that was shaped like a taco and didn’t appear to have a frame. “This is the s**t, fits like a glove and moves with you when you boulder”, he explained. He was right and before you knew it I had dropped a cool $250 on a new pack.

As I was checking out I said to the surfer dude: “you’re good at this”. “Good at what?”, he asked. “Selling!”, I said. “I have been selling for years and you are really good”. He looked confused. “I don’t sell”, he said, “I just took my fathers advice and find out what people want. What they love about hiking or the outdoors, what their interests are, then I show’em things that work for what they want”.

Boom, there it is. I realized, in that moment, that I had forgotten one of the oldest and most important tenets of sales, persuasion and even of leadership. How could I, a man who owned two businesses that relied on client sales, have forgotten something so elemental? It freaked me out honestly. What we think, feel or say about our idea, product, or anything is largely irrelevant. We do not convince people to buy an idea or thing, but rather we lead them to want a thing or service. What I had forgotten is that, whether you’re selling backpacks, advice or fractional ownership of a jet, people buy emotionally, then use facts and data to back up the decision to buy. I never forgot it again.”

Kevin Catlin Learning and Development Consultant

design thinking: aprende a pensar como un diseñador

concepts & definitions

“Cuando hablamos de design thinking, rápidamente nuestra mente se va a traducir el término al castellano, perdiendo todo su glamour: pensamiento de diseño. Realmente sería una pena quedarnos con la traducción literal del término, porque design thinking es mucho más que la manera de pensar de un diseñador. El término design thinking lo popularizó Tim Brown, el CEO y presidente de Ideo, y hoy en día es toda una corriente de pensamiento entorno al desarrollo de productos y servicios.

Pero para ver si tratamos de encontrar una explicación, la primera pregunta que se nos ocurre es: ¿cómo piensa un diseñador? Pues imaginemos que encargamos el diseño de un nuevo concepto de bolígrafo. Según el design thinking deberíamos pensar más allá de que el objeto cumpla su función de escritura. Un buen diseñador pensaría en su apariencia física, su ergonomía, su color, su peso, cómo podemos guardarlo, …, en resumen, un montón de variables que implican mucho más que el mero hecho de que el bolígrafo pinte correctamente. Tim Brown pone el ejemplo de Edison, que se hizo famoso entre otras cosas por inventar la bombilla. Pero lo realmente importante es que fue capaz de desarrollar el transporte de electricidad desde el lugar de producción hasta el lugar donde se debía encender la bombilla. El invento aislado de la bombilla no valee nada si no existiera toda la red de transporte de electricidad. Por tanto, ese es el verdadero design thinking, el que abarca todo el problema con una visión global.

Si buscas en Google el término design thinking, la información es amplia sobre todo en páginas en inglés, y la mayoría de los autores y profesionales describen un proceso que abarca entre 3 y 7 pasos.

design thinking en 7 fases

Generalmente, los pasos son comprender, observar, definir, idear, prototipar, testar e implementar. Para mi gusto, son demasiados. Por eso, después de buscar mucho, entre todas las representaciones que me he encontrado a lo largo de los años, me decanto por la siguiente de la empresa Batterii, que representa con una claridad asombrosa los pasos fundamentales del proceso de diseño.

design thinking en 3 fases

Inicialmente, nos damos cuenta de que hay una oportunidad: es la primera fase. La segunda es materializar esa oportunidad. Esta segunda fase se divide, a su vez, en otras dos: idear y prototipar.
Dicho así, suena sencillo.

1_Empatizar: El primer paso en todo proceso de diseño, al igual que en todo proceso emprendedor, es conocer al cliente, empatizar con él. Sin duda es un proceso que lleva su tiempo, pero nos permite conocer que problemas tiene ese segmento de mercado y descubrir que motivaciones tiene, que objetivos, que acciones realiza y sobre todo qué problemas tiene.
Empatizar y definir los problemas son los objetivos de esta fase. Para obtener este conocimiento existen muchas herramientas, pero en Innokabi empleamos especialmente el mapa de empatía, el customer journey map y sobre todo el lienzo de propuesta de valor y early adopters.

2_Idear: Una vez conocemos a los clientes, y hemos hecho nuestros sus problemas (lo que llamamos empatizar con ellos), el siguiente paso es idear soluciones. Para ello, a través de técnicas de creatividad y gamestorming, desarrollamos las mejores soluciones para el problema que queremos solucionar. Gamestorming consiste en un proceso divergente inicialmente, desarrollo de soluciones y finalmente converger hasta obtener la mejor solución.

3_Prototipar: Como las ideas en nuestra cabeza no valen nada, las técnicas de prototipado permiten convertirlas en realidad. El objetivo es compartir nuestras ideas, hacerlas tangibles con el resto del equipo, comprobar si lo que hemos pensado es útil, si el resto de personas entienden nuestra solución y sobre todo si lo que hemos pensado soluciona los problemas para los que se ha ideado. Prototipar nos permite testar, reformular, iterar y aprender. Aprender rápido nos facilita evolucionar nuestros diseños hasta conseguir lo que realmente desea el mercado, a la máxima velocidad, minimizando recursos y sobre todo riesgos. Como emprendedores, diseñadores o empresas, ¿podemos desear algo más?

Si quieres desarrollar productos o servicios alineados con las necesidades del cliente, que satisfagan sus expectativas y generar negocios rentables, design thinking es la herramienta en la que podremos apoyarnos para conseguir el éxito.”

Alfonso Prim Innokabi

8 psychological principles to make a memorable presentation

work smarter

“Most presenters are neglectful of how individuals learn. A few years ago, a research team led by Stephen Kosslyn and comprised of experts from Stanford, the University of Amsterdam, and Harvard made it a mission to unpack how presenters could improve in the art of public speaking. What they discovered were 3 steps that go into receiving and digesting information from a presentation:

1) Information needs to be acquired

2) Information needs to be processed

3) Information needs to be connected to knowledge

If there is any disconnect from steps 1-3, a presentation will not be effective. Their study went one step further by unraveling 8 key principles that help people remember. Here they are:

1) Information needs to be acquired

Principle 1_Distinguishability
Every presenter needs to make it extremely easy for an audience member to distinguish colors, typography, size, format, etc.

Principle 2_Perceptual organization
The content and design of your deck must have order and a sense of purpose. There must be a logical flow or the message will not be received well.

Principle 3_Salience
Important and critical concepts must be clearly defined visually by using simple design techniques like white space or the rule of thirds.

2) Information needs to be processed

Principle 4_Limited capacity
A presenter’s message must be simple and easy to understand and retain. One must imagine they are talking to a child when presenting.

Principle 5_Informative change
Any change must have purpose and meaning. Don’t use animations and transitions just for the purpose of novelty.

3) Information needs to be connected to knowledge

Principle 6_Appropriate knowledge
Jargon and difficult concepts must always be avoided. Great presentations are about brevity and levity.

Principle 7_Compatibility
Every presentation must add value to the audience’s life.

Principle 8_Relevance
The human brain has limited capacity. Therefore, every message should maintain a level of depth to keep things relevant while being simplified logically and visually for the audience to help with retention.

These are 8 principles that can take your next presentation to the next level if you incorporate them when preparing for your next talk. The main lesson here: don’t neglect how the human brain functions and learns. Trust me. Your audience will appreciate your careful planning.”

Scott Schwertly author of ‘How to Be a Presentation God’ and CEO of Ethos3

como crear un buen nombre de marca

random thoughts

“Incluso para ser creativo se requiere tener algo de método. Vamos a explicaros cual es la mejor forma, o al menos la que nosotros desde aquí recomendamos, para construir el naming de una marca.
Evidentemente, el primer paso es tener definida vuestra marca, valores, atributos, personalidad y posicionamiento; serán esenciales para poder darle forma a todo eso a través de un nombre.

1_Análisis naming de categoría
Ya lo habremos hecho, pero nos interesa conocer que tipo de construcción de nombres y significados se están trabajando en nuestra categoría. Y ordenarlos en ejes conceptuales como si de un mapa de posicionamiento se tratase.

2_Análisis naming de categoría paralela
El secreto a veces está en salirse fuera de tu categoría y observar cómo construyen algunas categorías o marcas que utilizan el mismo territorio conceptual (ej: Energía – alimentación, bebidas, deporte, eléctricas, etc.).

3_Modelo de construcción
Existen varios modelos de construcción sintáctica del nombre, y en base a nuestros análisis previos, descartaremos aquellos que no vayamos a utilizar.

_Descriptivos: Cuando el nombre se basa en la descripción literal (Thai Airlines).
_Neologismo: Cuando construimos un nuevo nombre partiendo de varios existentes (Bocadelia, Boca+Delicioso).
_Abstracto: Creamos un nombre inexistente (Yoigo).
_Sugerente: Cuando es un nombre que habla del beneficio directo (Iberia Express).
_Evocativo: Cuando partimos de una raíz conocida y construimos algo nuevo. (Bankia)
_Asociativo: Cuando nos describe algo de forma conceptual (Champion).

4_Territorios de creación
Una vez teniendo claro que tipo de nombre NO vamos a crear, es hora de poner el punto de partida.
Para ello haremos una lista de posibles territorios conceptuales de creación de nombre que encajen con nuestra propuesta de valor (ej: La Naturalidad, El Bienestar, La Belleza / ej: La Competición, El Esfuerzo, La Victoria / ej: Sabor, Placer, Recetas).

5_No filter
Es la hora de crear. En base al modelo de construcción que hemos escogido, uno o varios, y los territorios seleccionados es hora de ir apuntando todo aquellos que se nos venga a la cabeza, TODO.
No hay respuesta correcta, sólo estímulos que nos servirán para acabar de crear el nombre, por muy absurdos o tontos que nos parezcan pongámoslos en la lista. Es un ejercicio de Cantidad.

6_Mix and Match
Con nuestra lista de nombres por territorio, es hora de hacer cruces y construir nuevas opciones con la suma de varias, lo mejor dentro de la lista, o lo mejor de cada lista. Raices de unos, terminaciones de otros, derivadas, etc. Veréis como empieza a tomar forma y empezamos a ver la luz.

7_El filtro
De la lista que tenemos, tendremos que seleccionar aquellos que:

_Presenten mejor sonoridad
_Sean más memorables
_Construyan mejor diferenciación
_Sean morfologicamente agradables a vista y oído
_Y aquellos que mejor encajen con nuestra propuesta de valor

En este punto habremos pasado de tener de unos 50-100 nombres, a unos 15-20.

8_Shortlist
La lista de nombres escogida la tenemos que someter a lo que conocemos como pre-screening; una revisión rápida de coincidencias en el registro de patentes y marcas (OEPM) para asegurarnos que los escogidos no son nombre previamente registrados por otras marcas. Y de igual forma, comprobar que los dominios asociados puedan estar libres.

9_Supervivientes
De la lista de 20 nombres, puede que sobrevivieran al pre-screening unos 5-10 nombres, que deberemos poner en valor entre ellos. Es decir, escoger de forma cualitativa cuales cumplen mejor con nuestros objetivos. Para ello los enfrentamos a un panel de valoración basado en idoneidad estratégica, creativa y formal. Para cada nombre, puntuaremos del 1-5 estas afirmaciones:

_Estratégico
¿Se alinea a la propuesta de Valor?
¿Es suficientemente Flexible?
¿Potencia mi territorio y significado de Marca?
_Creativo
¿Tiene sonoridad?
¿Otorga relevancia a la marca?
¿Es fácil de recordar?
¿Es morfológicamente agradable?
_Formal
¿Puede registrarse sin modificarlo?
¿Es pronunciable por todas las audiencias sin que cambie la semántica?
¿Carece de asociaciones negativas?

10_En contexto
Por último, los 3 nombres con mejor puntuación deberíamos ponerlos en contexto para acabar de valorarlos. Es decir, no es lo mismo decir ‘Wamba’, que ‘Oye, mañana hemos quedado en Wamba para comer’, o ‘Sí, me han contratado en Wamba, empiezo mañana’. Observar como se desarrolla el nombre en un contexto de interacción real nos ayudará a ver el encaje de la marca con su entorno y su idoneidad.

Bueno, y con esto, tendríamos el naming creado y escogido.
Ahora sólo faltaría someterlo al registro formal a través de servicios profesionales que nos indicarán la disponibilidad en las diferentes clases, mercados y posibles oposiciones y riesgos.”

Branzai

las 7 claves del aprendizaje

improve yourself

“Las 7 claves del éxito en el aprendizaje.

1_Aprendes practicando. Aprendes de la experiencia. ¿Cómo sino aprendiste a usar la bicicleta? ¿Te sirvió la clase teórica?

2_El aprendizaje es personal. Nadie te enseña. Un profesor sólo te muestra el camino y tú lo recorres por ti mismo.

3_Aprendes colaborando con los demás. Aprendes de la experiencia de otros profesionales o de los compañeros. El aprendizaje puede, y debe ser, colaborativo.

4_Siempre estamos aprendiendo. No podemos evitarlo. El aprendizaje informal es importante en las organizaciones y en la vida en general.

5_Dedica tiempo a aprender. Cada día. La reflexión sobre los contenidos, las experiencias y las prácticas, es el aprendizaje. Necesita tiempo. No creemos en intensivos, sí en el trabajo diario.

6_Un curso debe incluir la interacción con personas.Un curso no son sus contenidos. La documentación es el guión de tu película. Tu eres el protagonista de la película de tu aprendizaje. Es una gran oportunidad, pero también una responsabilidad.

7_Comparte  tus aprendizajes. Tú también eres un maestro para los demás. Pruébalo y recibirás más de lo que des.”

 

aprendesap.com

7 reglas para crear un buen nombre

random thoughts

“¿Cómo lograr un nombre que responda a nuestros objetivos?
Pues estas son las reglas que proponen en Trout & Partners:

1_Enfoque: el nombre debe iniciar el proceso de comunicación.
Como cuando se elige el nombre para un recién nacido, lo primero que hay que tener en cuenta es que ese nombre será su primera carta de presentación. Lo que el nombre comunique será, por lo tanto, fundamental para que los consumidores se formen una primera percepción de tu marca, producto o servicio.

Para entrar en la mente de tus clientes no basta con que tengas un nombre eufónico, bonito. Pero esto es sumamente importante: el sonido que el cliente se representará en su mente al leer o escuchar ese nombre constituirá la primera impresión que se grabará en los consumidores (y, también, claro está, en tus posibles inversores).

2_Amplitud: debe incluir el concepto o la idea que se quiere transmitir.
Esto no quiere decir que tu nombre deba incluir una argumentación, sino que debe sugerirla, contenerla, llevarla consigo. Por ejemplo, si tu rasgo diferenciador es el servicio al cliente y la seriedad, tu nombre deberá atender, principalmente, a estas dos características; es decir, debe dar idea de relación personal pero sin perder el respeto y ofrecer una sensación de compromiso.

3_Concentración: no debe incluir todo aquello que no se quiere transmitir.
No sugieras con tu nombre aquello que quieres que los consumidores descarten en su percepción de tu marca. Hay que ser muy cuidadoso en este sentido porque las percepciones de los clientes son más difíciles de cambiar que de establecer. Todo lo que tu nombre diga debe responder a las características que quieres resaltar.

4_Competitividad: el nombre tiene que atacar a la competencia (reposicionarla es posible).
Si has hecho bien tu trabajo, a estas alturas ya tienes muy claro qué te distingue de la competencia, y esos serán los puntos más débiles de tus competidores. Ahí es donde tu nombre tiene que atacar.
Normalmente, si tu nombre logra distinguir las fortalezas relativas de tu producto, ya está atacando la percepción que los clientes tengan de tu competencia, sin embargo, reforzar la idea nunca está de más. Busca la manera de intensificar las ventajas de tu oferta frente a las debilidades del resto y posiciónate con ventaja en la mente de los consumidores.

5_Ascenso en su categoría: debe ayudar a posicionarla entre los productos de su especie.
Para subir escalones en la percepción que los consumidores tienen de tu producto, conviene que la acerques a los mayores referentes de tu sector. Cuanto más cerca esté tu producto o servicio de los líderes de su especie, más cerca estará tu empresa de desbancarlos y más oportunidades de venta tendrás, porque habrás alcanzado un lugar preferente en las decisiones de compra de los consumidores. Tu nombre debe sugerir también que tu oferta está en el mismo rango que la de los líderes del ramo.

6_Previsión de futuro: el nombre debe ser actual y abierto.
Tu nombre debe dirigirse a las tendencias que siguen hoy los consumidores, claro está. Pero conviene no perder de vista que las tendencias varían tan aceleradamente como el mercado. Cuando elijas tu nombre, piensa también en que deberá funcionar en el futuro, procura que el nombre de tu marca, producto o servicio siga las tendencias pero no tan de cerca que no pueda adaptarse a las nuevas tendencias que vayan surgiendo.

7_Globalidad: que sea un nombre que se pueda utilizar en otros idiomas.
En el mercado global, las oportunidades de negocio se mueven geográficamente, por eso conviene que estés atento a cómo implantarás tu oferta en contextos con otros idiomas y valores culturales. Busca un nombre lo suficientemente amplio para que funcione en contextos culturales diversos y, también, en entornos lingüísticos alejados. Así tendrás el primer paso para la internalización dado desde un primer momento.

En definitiva, el truco es descubrir cómo expresar la diferencia. Una vez que hayas logrado esto, focalizarte en los 7 aspectos que puntualizan en Trout & Partners te resultará mucho más fácil.
La otra clave de la comunicación es que, cualquiera que sea el atributo que se adopte, debe transmitirse como un beneficio para el cliente. Para eso, el nombre de tu marca, producto o servicio debe cumplir con las expectativas de los consumidores y tu comunicación debe estar mimada al máximo. Recuerda que lo que no se comunica, no existe (y si se comunica mal, no hay comunicación).”

Pilar Gatell Abre filóloga (para IDaccion)

how to apply lateral thinking

improve yourself

“Pretend that you’re trapped in a magical room with only two exits. Through the first exit is a room made from a giant magnifying glass, and the blazing hot sun will fry you to death. Through the second door is a room with a fire-breathing dragon. Which do you go through?

The first door, of course; simply wait until the sun goes down. 

The answer to this puzzle is an example of what psychologists call ‘lateral thinking’. The most elegant solution presents itself when you approach the problem sideways, rather than answering it head-on. Though the question is presented as a binary choice —one option or the other— when you disregard the assumption that you must act immediately, the ‘best’ answer becomes obvious.

The trouble for most of us is that even if we’re ‘creative’, our default setting is ‘linear thinking’. But that default can be overridden.
Here are five steps to train yourself to think a little more laterally with any challenge:

1_List the assumptions
When confronted with a question (problem, challenge, etc.), write out the assumptions inherent to the question. In the case of the puzzle above, the list might include the following:

  • You want to get out of the room
  • You have to choose one of the two options
  • You have to do something now
  • Room One will kill you no matter what (or so we think!)
  • Room Two will kill you no matter what

2_Verbalize the convention
Next, ask yourself the question: how would a typical person approach this problem? Map out the obvious, straightforward solutions. Then ask yourself: what if I couldn’t go this route?

3_Question the question
Ask yourself: what if I could rewrite the question? Rearrange the pieces to form a new scenario. In the trapped room scenario, instead of “which do you go through?” you might rewrite the question to ask “will you go through one of them?” or “will these really kill you?” or “do you even need to go through one of them?”.

4_Start backwards
Often the route to solving a problem is revealed when you start with the solution first, and try to work backward. For example, asking the question: how would I get into a trapped room if it were adjoined by a room made out of a magnifying glass? By reframing the challenge in this way, you’ll notice that I stripped away the details that cause you to overthink the answer to the trapped room example. But in a real-life scenario, this question might sound more like “how could we renewably generate 10 gigajoules of electricity?” rather than “how could we make the city more energy efficient?” —a vague question that often results in straightforward, but ineffective answers like “get people to turn off their lights more”.

5_Change perspective
Finally, one of the reasons innovation often happens when outsiders enter a new industry, or when disparate groups bump into one another, is because fresh perspective are convention-ignorant. To kickstart lateral thinking, you might do well to pretend you were someone else trying to solve the problem. Say, if you were a magician, or a scientist, or a track and field star, how would they escape from the fire room? Or how would the fire-breathing dragon answer this question? Etc.

In our modern work culture, we generally cling to two conventions when solving problems: 1) put your head down and work relentlessly until fortune strikes; and 2) spend as little effort as possible. The problem with each of these philosophies is actually somewhat lazy. Mental work is more difficult than rote physical work, though we often fool ourselves into thinking that because you can see the latter, it’s just as or more valuable. Conversely, no one ever changed the world by cutting corners. It’s the combination of the two, hard work and mental flexibility, that leads to revolutions.”

Shane Snow journalist & cofounder of Contently

10 claves para un buen naming

random thoughts

“Para que un concepto se retenga en nuestra mente antes ha de ser nombrado, etiquetado, y el gancho o pregnancia de ese etiquetado es fundamental a la hora de ser recordado. Aquí las características a tener en cuenta:

1_Ha de ser de fácil vocalización para una fácil memorización; con escucharlo una vez ha de ser suficiente, y en ese sentido, cuanto más corto mejor.

2_Tendrá un rasgo distintivo que lo haga particular.

3_Enlazará con alguna de las palabras clave que definen nuestro negocio o proyecto (hagamos un listado de ellas no demasiado extenso).

4_Cuanto más hable de si mismo mejor; el producto se tendrá que explicar, pero si su nombre ya da pistas de por donde va el asunto todo resultará más fácil e intuitivo. Si logramos que la cacofonía o sonoridad y las raíces semánticas resulte sugestivas poniendo en evidencia alguna cualidad importante del proyecto seguramente estaremos en el camino de encontrar ese nombre.

5_Evitaremos ser demasiado concretos o demasiado genéricos; la concreción nos obliga a ser demasiado descriptivos con nombres demasiado largos que puede acabar en la abstracción de las siglas, mientras que si somos demasiado genéricos nos costará encontrar dominios y registros de marca no copados, además de no poseer ese rasgo particular que nos diferencie de los demás. Evitemos también utilizar un nombre vinculado a un espacio territorial, porque dificultará utilizarlo en otros lugares.

6_Comprobemos de que nuestro nombre no tenga connotaciones negativas en los principales idiomas.

7_Tendremos que estudiar a la competencia y asegurarnos de que nos distinguimos de ellos; nuestra estrategia de comunicación debe ser diferente y el nombre es el comienzo.

8_Buscar una nueva forma de escribir una palabra a modo de juego puede ser un recurso que nos lleve a soluciones interesantes y que nos libere, en muchos casos, de la dificultad de encontrar un dominio sin registrar (siempre teniendo presente que ha de ser de fácil retención y vocalización).

9_Siempre que creemos estar en las líneas de tener un buen nombre de marca debemos comprobar la disponibilidad de los principales dominios (.com, net. y .es.) y que no esté registrado como marca.

10_Tendremos que meditar y verificar la validez del nombre con la ayuda de todas las personas que podamos; aprovecharemos el contacto con cualquier persona para decirle el nombre y preguntarle qué le sugiere.”

polografico.es